Economías Regionales Internacionales 

Decisión de Temer afectaría el 30% de la venta de leche a Brasil

GOBIERNO URUGUAYO PROCURARÁ “ENCAPSULAR” CONFLICTO PARA NO AFECTAR AL MERCOSUR

La decisión del gobierno de Brasil de estudiar la eliminación de la libre circulación de la leche es un “disparo a la línea de flotación del Mercosur”, afirmó anoche a LA REPUBLICA una alta fuente de la Cancillería. El anuncio generó preocupación en el gobierno uruguayo ya que de ponerse en práctica afectaría el 30% de las ventas al vecino del norte, aunque por el momento no se maneja un contacto Tabaré Vázquez-Michel Temer. Además se aprecia la medida como una antesala de lo que ocurrió entre Brasil y Argentina donde empresarios del sector lácteo de ambos países negociaron y acordaron la cuotificación.

La iniciativa del gobierno de Michel Temer plantea que se excluya a los productos lácteos de la lista de bienes del Mercosur que no pagan aranceles y cuotificar su ingreso, lo cual fue rechazado por Uruguay.

En las últimas horas, en una reunión bilateral en San Pablo, el ministro de Ganadería Tabaré Aguerre planteó a su par de Brasil Blairo Maggi el rechazo a la medida. Aguerre le dijo a Maggi que va en contra del Mercosur y es una señal cuando se quiere llegar a un acuerdo con la UniónEuropea.

Fuentes de la Cancillería uruguaya dijeron a LA REPUBLICA que todo parte de la queja de productores brasileños por la penetración de productos uruguayos. Sin embargo, para el gobierno de Tabaré Vázquez, la medida –que no tiene aplicación inmediata- carece de justificación comercial ya que las ventas de lácteos uruguayos representan el 0.6% del consumo brasileño.

“Es insignificante; no mueve la aguja de su mercado interno”,afirmó. La posición de Uruguay es la de “continuar negociando” y de “encapsular” el diferendo. La decisión de Brasil, dijeron las fuentes, “no es de aplicación inmediata”, pero se advierte que, de ponerse en práctica, implicará una “seria complicación al espacio de libre comercio y la integración profunda” en el Mercosur.

Por el momento no está previsto tratar el tema al más alto nivel. “Cuando lleguemos a ese puente, veremos cómo lo cruzamos. El gobierno uruguayo se mantendrá alerta”, indicó. Brasil dispuso la elaboración de un estudio para comprobar el grado de penetración de productos uruguayos lácteos a su mercado.

“Uruguay se mantendrá en la lógica de defensa de la integración regional como clave para el desarrollo. Si empezamos en este mirar cada uno para su lado, difícilmente tengamos una perspectiva integral. No vamos a dejar que estas rencillas menores incidan en las acuerdos que están muy cerca de una definición”, en alusión al acuerdo Mercosur-Unión Europea.

Privatizaciones y reforma laboral

El malestar se suma a la preocupación manifestada desde la Torre Ejecutiva ante la reforma laboral aprobada en ese país que ameritó el envío de una nota al gobierno brasileño para conocer los detalles de la medida y analizar el impacto en el resto de los países del Mercosur.

“Si vale más un acuerdo individual entre un empleado y un patrón que una ley o que un convenio, retrocedimos dos o tres siglos y eso no será solo para los brasileños”, manifestó días pasados el ministro de Trabajo Ernesto Murro al referirse al impacto negativo que pueda tener en los trabajadores y empresarios uruguayos.

La ofensiva de Temer que busca sacar a Brasil de la crisis como un náufrago busca al madero a flote incluye una ola de privatizaciones. En total serán 57 activos entre terminales aeroportuarias, autopistas, líneas de transmisión eléctrica e importantes empresas públicas con los que Temer, cuyo mandato termina en diciembre de 2018, espera recaudar cercana a los 44.000 millones de reales (unos 14.000 millones de dólares).

Entre las empresas a privatizar están Eletrobras, Lotex (Loterías) yla Casa de la Moneda, encargada de la producción de la divisa brasileña y la impresión de pasaportes. El gobierno justificó la inclusión en el plan de esta última porque “el consumo de monedas en Brasil ha caído” en los últimos años por el avance de la tecnología, afirmó el ministro de la Secretaría de la Presidencia, Wellington Moreira Franco.

Rechazo del PIT-CNT

En nuestro país, también el PIT-CNT hará escuchar su voz. El conjunto del movimiento sindical se encuentra analizando un documento a través del cual se definirá la estrategia a seguir para enfrentar el “proyecto de restauración conservadora” que se viene instalando en la región y que apunta a imponerse en el Uruguay. Para el PIT-CNT es imprescindible “seguir avanzando en los cambios”.

A la hora de establecer las “contradicciones en Uruguay” el material indica que “en Uruguay asistimos a la agudización de la lucha entre diferentes proyectos de país: de un lado el proyecto de restauración conservadora que implicaría una perspectiva de retroceso en conquistas históricas para los trabajadores, el éxito de esta estrategia ubicaría a nuestro país a tono con las tendencias continentales.

El papel más activo de las clases dominantes se refleja tanto en la queja patronal contra la ley de negociación colectiva enla OIT, el planteo de la Cámara de Industrias del Uruguay (CIU) de traer a nuestro país la reforma laboral brasilera y un papel mucho más dinámico de la derecha marcando la agenda nacional”.

Fuente: Diario La República

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario