NOTICIA NUEVA!!! Política Nacional 

Grupo de riesgo: el senador Reutemann despertó para rechazar impuesto extraordinario a los más ricos

Junto con el salteño Romero y otras dos senadoras, resucitaron un interbloque federal para apuntar contra una iniciativa aún en borrador que busca financiamiento público en medio de la lucha contra la pandemia y las consecuencias económicas que dejará. El blanco elegido fue CFK

El senador Carlos Reutemann cumplió este domingo 78 años, y está claramente dentro del grupo de riesgo sanitario por el nuevo coronavirus, pero además integra otro, de peligro político, para la estrategia oficial respecto de la pandemia: junto con salteño Juan Carlos Romero oficializó este martes un nuevo interbloque federal con un comunicado contra Cristina Kirchner, a quien ambos acusan de fogonear el proyecto que grava las altas fortunas –negativo a juicio de los legisladores– que, sin embargo y a tenor de la reunión mantenida por el presidente Alberto Fernández el mismo día, cuenta con el impulso del mismo Ejecutivo nacional.

El reflotado bloque opositor tiene otras dos mujeres como integrantes. Una es la neuquina Lucila Crexell, quien llegó a la Cámara alta en 2013 de la mano del Movimiento Popular Neuquino y reeligió en 2019 con el PRO por gestión de Miguel Pichetto y la muerte en plena campaña del radical Horacio “Pechi” Quiroga. La restante es la riojana Clarita Vega. Es una peronista que integró la lista de 2017 y reemplazó a la electa intendenta radical Olga Brizuela y Doria. El centenario partido acudió a la Justicia para impedir la asunción de ambas, que tras jurar esquivaron su ingreso a Juntos por el Cambio.

El comunicado del revivido interbloque apuntó a la vicepresidenta y presidenta del Senado. El Lole, de muy escasa participación en los debates parlamentarios, le reclamaron a Cristina Fernández “que el Congreso sea convocado a trabajar en todos los temas que preocupan a la sociedad y no sólo en iniciativas que acrecientan la grieta”. la referencia es al proyecto, aún verde, de un impuesto extraordinario a las mayores fortunas personales de la Argentina para financiar en parte la lucha contra la pandemia de covid-19 en la Argentina.

La iniciativa que diseñan en el bloque oficialista de Diputados, cámara de ingreso de proyectos que modifiquen tributos, está en cabeza del jefe de la bancada del Frente de Todos, Máximo Kirchner, y el titular de la comisión de Presupuesto de la Cámara baja, Carlos Heller. Este martes, ambos fueron recibidos en Olivos por el presidente y su ministro de Economía, Martín Guzmán, con foto incluida que oficia como aval de la Casa Rosada al proyecto.

Para el ex gobernador santafesino Reutemann, Romero y el resucitado interbloque, el impuesto a las mayores fortunas del país profundiza la grieta.

El ataque de los cuatro senadores apunta a CFK por recurrir a la Corte Suprema con un pedido de certeza respecto de la validez constitucional de las sesiones parlamentarias realizadas mediante plataformas de teleconferencias. Así se harán las próximas, ante las medidas restrictivas por la pandemia y el gran movimiento de personas que demandaría –con sus riesgos– realizarlas en forma presencial. El temor es que el lobby de los intereses afectados por el posible proyecto que grava las principales riquezas intente voltear una eventual ley al respecto en terreno judicial.

Acompañando al capital
“Repentinamente quieren forzar una sesión por teleconferencia sólo para evitar presentaciones futuras en contra del impuesto a los grandes capitales ideado por Máximo Kirchner. Una iniciativa que sólo agranda la grieta y no ayuda en nada a respaldar el camino tomado por el presidente para combatir esta pandemia”, firman el Lole y sus compañeros legislativos el documento en el que se plantan. Y lo hacen con raros argumentos, dado que el borrador del proyecto no apunta a empresas sino a personas físicas: “Estos sectores, lejos de ser atacados, tienen que estar fortalecidos para realizar inversiones y contribuir a poner al país de pie nuevamente, luego de una crisis que ya existía y se terminó de profundizar por esta emergencia global”, cuestionaron en el texto.

El blanco elegido por los “federales” es Cristina Fernández. La acusan de congelar la Cámara alta y la contraponen con su par de Diputados, Sergio Massa. “Resulta poco serio que el Senado esté paralizado y las comisiones no se reúnan para tratar estos y otros proyectos presentados”, señalaron. Y buscaron otra grieta: “Muy por el contrario, Diputados viene utilizando esta modalidad virtual para la realización de reuniones de comisiones y de bloques, incluso Massa convocó a una reunión de jefes de bloques, por lo que continúan en actividad pese a la cuarentena”.

Fuente: EL CIUDADANO

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario