Economías Regionales NOTICIA NUEVA!!! 

EL CAMINO DE LA SOJA VIA PARAGUAY: enorme evasión de productores de NOA y NEA por el puerto de Barranqueras, en Chaco

BARRANQUERAS, Chaco (Especial-EL SOL ABC-Corresponsalía). Todo nació a raíz de la publicación en EL SOL ABC de una nota policial sobre “la policía había atrapado a 3 mujeres en la localidad de El Galpón (Salta), con 30 sábalos y cuero de chancho del monte”, donde varios lectores criticaron el “accionar policial, pero además varios de ellos denunciaron de ‘por qué no se investiga el tremendo contrabando y evasión de los productores sojeros de la región, vía Chaco hacia Paraguay”.

Así nuestro corresponsal en Roque Sáenz Peña se llegó a esta localidad, que está a unos 9 km de la ciudad de Resistencia y que es puerto sobre río Paraná, y que legalmente es un puerto “para sacar cereales y otras materias primas hacia el puerto de Rosario, que tiene mayor infraestructura, o el de Buenos Aires, desde se traslada a los grandes buques de carga internacionales, que llevan la producción a Medio Oriente o hacia los puertos de Shanghai (China) o puerto de Corea del Sur y Japón”, expresó Juan Camarasa del Centro de Acopio y Embarque Barranqueras (CAEB).

Estas son las barcazas con soja que van a Paraguay. (Foto: Paraguay Fluvial).

 

El nuevo camino hallado

Haciendo números, por la suba de fletes e impuestos, los productores sojeros, principalmente, del NOA, entre los se cuentan a los productores de Jujuy, zona departamento Santa Bárbara y El Carmen, y los de Salta, de los departamentos Rosario de la Frontera, Metán, Anta y San Martín, a los que hay sumar a los productores de la provincia de Chaco y Formosa, norte de Santa Fe y Santiago del Estero del NEA, han visto el fenomenal filón que “se comenzó a descubrir con la estafa de la empresa Vicentín, donde se logró comprobar que hicieron ‘dumping’ con los préstamos tomados al Banco Nación, pero asimismo con la soja. Se comprobó el envío en barcazas a través del Paraná y río Paraguay a los puertos fluviales paraguayos, para desde allí salir como producto paraguayo, que no paga ningún impuesto por la utilización del río Paraná y así llega a Montevideo, desde donde se arma la misma Vicentín tiene oficinas, como otras pertenecientes a Monsanto, que son las que hacen la triangulación para evitar pagar el 30 por ciento que cobra el Estado nacional de retenciones”, dijo en Barranqueras un agente portuario que no quiso identificarse.

Lo cierto, es que por la bajante de los ríos Paraná y Paraguay, por falta de lluvias en toda esta región, “esta forma de delinquir sofisticada”, fue dejada de lado. Pero como ahora el río Paraguay está volviendo a su normalidad, se nota el ingreso de mayor cantidad de camiones provenientes de Salta, Jujuy y Santiago del Estero, especialmente de productores cercanos a la provincia de Chaco.

Ya en su oportunidad, desde el puerto de Barranqueras se pidió mayor inversión, porque de acuerdo a datos publicados por CAEB, la terminal portuaria sólo puede descargar 40 camiones por día y la demanda llegó en sus mejores días a casi 300 camiones diarios. Por lo que también los productores de las localidades de Avellaneda y Reconquista en la provincia de Santa Fe, donde tienen más de 1.000 camiones, han comenzado a utilizar al puerto de Barranqueras para enviar su producción vía Paraguay y desde allí llegan a Montevideo, para luego salir a los puertos del mundo.

De acuerdo a cálculos de especialistas, con ello los productores se ahorran hasta un 17 % de los 30 % de retenciones que deben pagar al Fisco nacional.

Este es el mapa de la zona descripta como puerto Barranqueras (Chaco). (Foto: Maps Google).

 

Muy buena medida

Por esta situación y por la medida de los productores de soja de especular con “la devaluación o con la baja de retenciones, o de tener turno para llevar por Barranqueras haciendo dumping vía Paraguay su materia prima a China y otros países”, es que miles de productores tienen la producción en los silobolsas, pero como no venden necesitan financiarse. ¿Y a qué entidad recurren para un crédito? Al Banco Nación. Ante ello, por indicaciones del ministro Guzmán, el Estado va a “dejar de ser el hijo de la pavota”, ya que se tomó la medida que aquel productor de soja que necesite financiamiento, “va a tener que demostrar que tiene toda su producción de soja declarada y vendida legalmente por los puertos que tienen específico control de las exportaciones”. Se acabó el financiamiento al 24 % anual, tal como especifica nota del diario La Nación.

Fuente: El Sol ABC

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario