Ciencia y Educación NOTICIA NUEVA!!! Política Nacional 

Alberto Fernández reinaguró un centro de avanzada para el tratamiento del cáncer abandonado por el macrismo

 “Esto no se terminó antes porque alguien quiso que no se hiciera”, resaltó.

Se trata del Centro Argentino de Protonterapia (CeArP), una institución de 8 mil metros cuadrados que tendrá la capacidad de atender a 2 mil pacientes al año con una tecnología que solo se encuentra en 20 países y que es utilizada particularmente en chicas y chicos.

El gobierno nacional relanzó los últimos tramos de la construcción de un centro para tratamientos de avanzada en radioterapia contra el cáncer, que fue frenado e inclusive intentó ser desmantelado durante la presidencia del líder de Juntos por el Cambio, Mauricio Macri. “Esto no se terminó antes porque alguien quiso que no se hiciera”, criticó el presidente Alberto Fernández y destacó que el reinicio de las obras habla de “la importancia del rol del Estado”.

Se trata del Centro Argentino de Protonterapia (CeArP), una institución de 8 mil metros cuadrados que tendrá la capacidad de atender a 2 mil pacientes al año con una tecnología que solo se encuentra en 20 países y que es utilizada particularmente en chicas y chicos.

“A veces el odio nubla la vista y los pensamientos de la gente. Pero a pesar de eso, el amor vence al odio”, sostuvo el mandatario durante el acto en el que volvió a criticar la parálisis en que la gestión macrista sumió al país.

Con su lógica de no continuar con las iniciativas que habían sido puestas en marcha durante el gobierno de Cristina Kirchner, el macrismo que hoy es la principal oposición del país detuvo los avances en la obra que se emplaza en el barrio porteño de Agronomía.

“Si en esos cuatro años hubieran trabajado (en estas obras), tal vez hoy venía a poner todo esto en marcha. ¿Por qué esto no se hizo? Porque alguien tomó la decisión política de no hacerlo, porque alguien habrá pensado ‘no dejemos en la memoria colectivo que a esto lo hizo Cristina’” Kirchner, comentó el mandatario en alusión al gobierno de Juntos por el Cambio.

Durante esa administración, en el marco de política de ajustes en todos los organismos del Estado, la Subsecretaría de Energía Nuclear, por entonces a cargo de Julián Gadano, intentó vender el equipamiento de avanzada que la Argentina ya le había comprado a Bélgica pero no había llegado al país.

Esa tecnología “quedó durante cuatro años arrumbada” en otro país, lamentó Fernández, al tiempo que destacó que a la futura puesta en marcha del CeArP lo hace posible “el Estado, nuestros médicos, médicas y científicos, unidos para llevar una respuesta adonde hace falta una respuesta”.

Por esa tecnología que el gobierno de Macri había querido sacarse de encima, el Estado argentino había pagado 160 millones de dólares, de los 190 millones del costo total. Así lo aseguró hace tres años atrás el fallecido ex canciller argentino Dante Caputo, cuando denunció públicamente el parate de las obras.

“Lo pagamos. No es un problema de ajuste. Lo tenemos”, reclamó el ex ministro del gobierno de Raúl Alfonsín, en una carta pública.

Qué es el CeArP y por qué es importante la protonterapia

El CeArP es fruto de un trabajo conjunto entre la Comisión Nacional de Energía Atómica, la UBA y el INVAP. Cuando se ponga en marcha será la primera institución de tratamiento del cáncer con protones de toda América latina.

Para esto, el gobierno nacional hizo traer desde Bélgica lo que en la anterior gestión peronista se había adquirido: un ciclotrón y partes asociadas al transporte de protones, claves para el tratamiento de protonterapia.

La protonterapia es una de las terapias con las que cuenta la medicina nuclear para tratar diversas enfermedades oncológicas, en especial tumores de difícil acceso, según precisó un comunicado oficial.

Por su precisión, es considerada la forma más avanzada de radioterapia, ya que los haces de protones que se utilizan dejan la mayor parte de su energía en el tumor y preservan los tejidos sanos cercanos, mejorando así la calidad de vida de los pacientes.

La ministra de Salud, Carla Vizzotti, precisó que en el país se hacen alrededor de “1300 diagnósticos de cáncer pediátrico” y que “el 80 por ciento de los niños se atienden en hospitales públicos”. Por eso, añadió, “este centro va a seguir aumentando la calidad” de la atención.

“Esto es una realidad que no va a volver atrás. Ya tenemos los equipos y hoy empezamos la obra civil”, destacó el rector de la UBA, Alberto Barbieri, quien además agradeció al presidente Alberto Fernández porque “apenas asumió, nos impulsó” a continuar con las obras.

Por su parte, la titular de la Comisión Nacional de Energía Atómica, Adriana Serquis, destacó que esta obra es una muestra de que “la ciencia y la tecnología tienen que estar puestas al servicio de la sociedad”.

Fuente: Pagina12

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario