Justicia NOTICIA NUEVA!!! 

Lijo pidió datos de visitas de los involucrados en la trama Correo a la Rosada

Se activa causa penal y explica reacción de Macri con ataque a fiscal y jueza. La secuencia de llamados de “Pepín” y el ingreso del hijo del expresidente.

El último viernes, el juez federal Ariel Lijo activó la investigación por la presunta defraudación intentada en el acuerdo secreto entre el Correo Argentino de SOCMA y el Estado, cuando el expresidente Mauricio Macri iniciaba su Gobierno. El magistrado pidió el listado oficial de accesos a la Casa Rosada de todos los involucrados en la trama de negociaciones previas. Ese movimiento es el que, en realidad, disparó la furiosa carta del exmandatario donde denunció una persecución del Gobierno pero en realidad apuntó a la fiscal Gabriela Boquín y a la jueza del concurso de acreedores Marta Cirulli. La inminencia de una declaración de quiebra en la justicia comercial vencidos los plazos del cramdown, y los pedidos de prueba en la causa penal donde ya fue indagado Oscar Aguad y el funcionario encargado de firmar el acuerdo “ruinoso” para el Estado, exhibieron a un Macri acorralado.

Puntualmente, Lijo solicitó documentación para profundizar visitas de los directivos de la residual Correo Argentino y funcionarios de Macri a reuniones con epicentro en la Casa Rosada. El juez ordenó certificar los videos de YouTube con el programa Minuto Uno que se emitió por el canal C5N, donde se expusieron las visitas de funcionarios vinculados al expediente en el mismo día y a la misma hora que ingresaron los directivos de la firma de SOCMA. Entre ellos -lo que desató la furia de Macri- la de Francisco Macri, el hijo mayor del expresidente

El 22 de marzo, Ámbito reveló que de la secuencia de llamados del operador (hoy, prófugo en Uruguay) Fabián “Pepín” Rodríguez Simón se desprendía que había tenido participación en la trama Correo, cuando el caso era un secreto para la opinión pública, y cuando estaba a las vísperas de la audiencia en la justicia comercial para cerrar el acuerdo y en momentos clave del dictamen de la fiscal Gabriela Boquín que disparó la causa penal. El listado de números involucra uno a nombre de “Presidencia”.

La jueza comercial Cirulli realizó el 28 de junio de 2016 la audiencia donde se plasmó el acuerdo que para Boquín era abusivo y perjudicial para el Estado y proyectaba una quita en el plazo para pagar la deuda de $70 mil millones. De un teléfono a nombre del Gobierno de la Ciudad con el que existe el mayor número de llamadas, un total de 763 contactos, 18 de ellos fueron durante ese mes, incluyendo 5 el 14/6, 2 el 24/6 (uno de media hora de duración) y uno un día antes de la audiencia (11 minutos), al que siguieron al día siguiente de que se hubiese rubricado el acuerdo y cuando nada de lo acontecido era público.

El mismo día de la audiencia, hubo 5 comunicaciones con ese teléfono terminado en 64. Ese mismo día recibió otro llamado de un número de “Presidencia” que duró pocos segundos. El 21/6, siete días antes de la audiencia, “Pepín” recibió 3 llamados de Germán Garavano en los que conversaron durante 13 minutos. Pero lo más interesante lo ofrece el apartado que detalla los llamados al abonado terminado en 654 a nombre de Sideco Americana, la controlante formal del Correo. Rodríguez Simón hablaba a diario desde abril de 2016 y esos diálogos continuaron en mayo, más espaciados, y el 16/6 –doce días antes de la audiencia- lo llamaron, lo mismo que un día después de la misma. En ese momento era cuando hicieron presentaciones mejorado la oferta, según el expediente comercial. Hablaron pocos segundos. Entre el 1 de junio y el día anterior a la audiencia existen 4 llamados al Estudio Tonelli que percibió más de $4 millones en honorarios según denunció la justicia como parte de una maniobra de vaciamiento de la concursada.

Fue en simultáneo a los llamados que “Pepín” hacía al entonces Procurador del Tesoro Carlos Balbín, a quien llamó el mismo día de la audiencia con Correo y casi a diario durante todo julio de ese año. Tres días antes de que haya un dictamen fiscal contrario a las aspiraciones de Correo, Rodríguez Simón hace 7 llamados a Balbín entre las 14.43 y las 19.58. No volvió a llamarlo nunca más.

Boquín fulminó el acuerdo con un duro dictamen en forma de denuncia fechado el 30 de diciembre de 2016. Aun el caso no era conocido. Dos días antes de que ocurra, “Pepín” mantuvo 9 comunicaciones con Garavano entre salientes y entrantes. El 8 de febrero de 2017 el caso se vuelve conocido, cinco días antes de que Boquín amplíe su dictamen. Recibió varios llamados de un número de Secretaría de Presidencia de la Nación finalizado en 180. El 17 y 18 de febrero se suceden 6 comunicaciones entre “Pepín” y Sideco, y tres con José María Torello. Entre febrero y junio aproximadamente el caso Correo queda en la Sala B de la Cámara Comercial. El 6 de diciembre de 2017 la Cámara rechazaría recursos de la concursada.

El 2 de mayo de 2018 la familia Macri obtuvo un revés en su ofensiva contra la fiscal (que nunca cesó). Allí recibió “Pepín” un llamado del misterioso número más frecuentado a nombre del Gobierno de la Ciudad ese mismo día. El último contacto registrado con el Estudio Tonelli data del 24 de mayo de ese año. En abril, había sido denunciada la relación entre el estudio y el Correo por la representación de acreedores que Boquín también sospecha que fueron manipuladas las mayorías. No son los únicos llamados que se pueden ubicar antes, inmediatamente después o de manera simultánea con lo que ocurría en esa causa.

Fuente: ambito

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario